Espiritualidad

Escucha y Obedece


Escucha y Obedece

Muchas veces lamentamos lo que esta ocurriendo en nuestras vidas. No entendemos como llegamos hasta esa situación o estado. Oramos, clamamos a Dios por un cambio, pero nada parece tener solución, o al menos una salida más lógica que nos haga sentir paz.

Pero te haz preguntado ¿era esta la voluntad de Dios para mi? ¿Acaso ignoré las advertencias de Dios?

Creo que demasiadas veces nos pasan estas cosas. El Espíritu de Dios nos advierte del “peligro inminente” de hacer algo ó de estar en una relación con alguien que no nos conviene y no lo escuchamos. Excusas vienen a nuestra mente y nos convencemos de que tenemos la autoridad o capacidad suficiente para manejar esa situación y terminamos haciendo lo que nos da la gana.

Luego no encontramos en una relación donde sabemos que la persona no es la que correcta, o simplemente en una situación donde no hay vuelta atrás, compraste un carro ó una casa y ahora no la puedes pagar. Entonces nos preguntamos ¿porqué me pasó esto? ¿Porque Dios no me cuido de esto?

Lamentablemente, no es culpa de Dios. Es única y exclusivamente nuestra culpa.

No escuchamos las advertencias de Dios, punto. Ya sea porque el Espíritu Santo de Dios nos lo advirtió, tu amigo o familiar te lo dijo, no prestamos atención y terminamos desobedeciendo la voluntad de Dios.

Con esto no quiero decir que vamos a salir corriendo ahora a divorciarnos porque nos dimos cuenta que no era el hombre que Dios quería para mi (hay razones y hay razones). Si estás en un matrimonio donde tu vida corre peligro es inminente que salgas de esa relación. O si estas en un noviazgo que sabes que no es el que Dios quiere para ti, todavía estas a tiempo.

Lo que quiero decir es que muchas veces nos aferramos a relaciones o cosas que queremos ya sea por amor o capricho, materialismo ó simple antojo, sin buscar primero si esa es la voluntad de Dios y cuando eso pasa es 100% seguro que nos vamos a ver metidos en un lío.

Dios siempre quiere cosas buenas para nosotros. Pero no hay manera de que Dios nos de algo que sabe que no nos conviene. Siempre, siempre la voluntad de Dios para nuestras vidas es mejor que la nuestra. Cuando no tenemos conexión con Dios, nuestros propios deseos son lo que dominan nuestras decisiones y aunque lo que Dios tenga para ti no era lo que tu querías para ti, a la larga te darás cuenta que era lo mejor. Salmo 32:8

Dios en su voluntad nos libra de un mal camino. Es por eso que siempre debemos estar atentos a sus advertencias. ¿Cómo? Teniendo una relación intima y constante con El. Orando y leyendo su Palabra estarás en conexión directa a su voluntad y cuando lleguen esas advertencias o señales no solo no te quedarán dudas de que vienen de El, sino que tendrás paz al tomar las decisiones. Josué 24:15


2 comentarios en “Escucha y Obedece”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .